Ministro de Bolivia es destituido por compra de respiradores con sobreprecio

hendido.

Horas después, el gobierno anunció que la autoridad quedaba suspendida de funciones y se nombró a un ministro interino.

De acuerdo a las denuncias, que empezaron con reportes de prensa, los dispositivos adquiridos por el gobierno no eran los adecuados para su uso en unidades de terapia intensiva y existió sobreprecio en su adquisición.

El escándalo provocó que la presidenta interina boliviana, Jeanine Áñez, dijera que se compromete a esclarecer qué sucedió en la cuestionada compra y a que caiga “todo el peso de la ley contra quienes se hubieran llevado un solo peso”.

“Me comprometo a llevar a fondo esta investigación contra los que hubieran cometido un acto de corrupción en la compra de respiradores y a que cada centavo sea devuelto a los bolivianos”, anunció la mandataria a través de su cuenta de Twitter en la noche del martes.

Share: